viernes, 9 de abril de 2010

Anillo vibrador, el juguete más fácil de conseguir en el mercado

Aunque el anillo vibrador es un juguete que se podía conseguir fácilmente en los sex shops, ahora es sorprendente poder adquirirlo en las secciones de un supermercado habitual. No significa que lo puedas encontrar al lado de las frutas, pero sí puedes acceder a él con tranquilidad.

Desde que la marca Durex llevara a las farmacias y parafarmacias su conocido anillo vibrador, ‘Durex Play Vibrations’, este juguete sexual se ha puesto muy de moda y se ha convertido en algo un tanto polémico.

Hay quien afirma que siente placer con él y hay quien dice que no es más que una tontería. Mucho se ha comentado en relación a su calidad-precio y a la poca duración de la batería.

El anillo vibrador es un juguete sexual destinado a proporcionar una estimulación extra, tanto del hombre como de la mujer. Dicho anillo se coloca en la base del pene, intentando que se mantenga bien sujeto cuando éste está erecto. El aparato tiene un botón para poder encenderlo y apagarlo cuando se desee, pero debes saber que no es eterno y que la batería dura una media hora más o menos.

Además del anillo Durex, que es de usar y tirar, tienes el Control Ring de la marca de preservativos Control. A diferencia del anterior, se le puede cambiar la pila de botón que lleva incorporada. Por lo que puedes guardarlo para otras ocasiones.

Existen varios modelos más potentes y con más accesorios incluidos (como un consolador incorporado, por ejemplo) en los sex-shops.

Dado que el anillo vibrador está diseñado para estimular, si quieres conseguir mejores resultados deberás elegir la intensidad de dicha vibración. Si te apetece una vibración suave, es mejor que elijas la gama de farmacia (Control, Durex). Para una mayor potencia, visita las tiendas especializadas.

Entre las ventajas del anillo está, una mayor estimulación del clítoris y de los labios externos de la mujer. Aunque depende de la posición. El hombre también puede sentir placer ya que el anillo vibra en la base del pene, estimulando sus testículos.

Algunos hombres comentan que este juguete retarda la eyaculación masculina al estar agarrado alrededor del miembro. Es cierto que un juguete puede dar un toque distinto a las relaciones y ser un elemento más para poder divertirse pero hay quien encuentra en el ruido de la batería algo cansón o que la intensidad de la vibración de manera continuada les entumece los genitales. Sin embargo, nadie puede hablar de lo que no ha vivido.

Terra